‘Bones and all: Hasta los huesos’: besos, mordiscos y sangre

Timothée Chalamet como Lee y Taylor Russell como Maren |
Foto: Yannis Drakoulidis | Fuente: Metro Goldwyn Mayer Pictures
Timothée Chalamet como Lee y Taylor Russell como Maren | Foto: Yannis Drakoulidis | Fuente: Metro Goldwyn Mayer Pictures
El 25 de noviembre llegó a todas las salas de cine de España 'Bones and all: Hasta los huesos', una historia de amor con un componente innovador y perturbador: el canibalismo.

Bones and all es la última apuesta cinematográfica de la productora Warner Bros. Pictures, basada en el libro homónimo de la autora Camille Deangelis, que llega a los cines el 25 de noviembre.

¿De qué va todo eso del canibalismo?

Inquietante, esa es la palabra que describe este film. Bones and all trata de una adolescente que tiene un problema, pero no uno cualquiera, necesita alimentarse con personas humanas; en otras palabras, canibalismo. Su aventura comienza al intentar descubrir por qué es así, y lo hace por medio de la búsqueda de su madre. ¿Logrará averiguarlo? ¿Es ella la única que es de esta manera? Tendrás que averiguarlo a partir del 25 de noviembre.

¿Quién se come a quién? O El reparto que te hará temblar de miedo

Esta película está protagonizada por Taylor Russel (Maren), una adolescente que descubre que todo el terror de ser una caníbal comenzó mucho antes de que pudiera imaginarlo. Le acompaña en el set una cara reconocida por sus papeles en Call me by your name, Mujercitas o Dune: Timothée Chalamet en su rol de Lee. Además, aparecen Mark Rylance como Sully, Chloë Sevigny, André Holland y Francesa Scorsese entre otros.

Fuente: Warner Bros. Pictures

¿Es realmente merecedora de dos premios?

Esta película ha sido galardonada por premio al mejor director (Luca Guadagnino) y premio a la mejor actriz revelación (Taylor Russel). La película podría describirse como un film más en el que el protagonista necesita encontrar respuestas de su pasado y decide aventurarse para conseguirlo. A esto se le suma la típica historia de amor donde consiguen superar juntos las adversidades de sus vidas, pero todo parece dar un giro cuando la originalidad del relato es convertir en caníbales a algunos de los personajes.

Entrando en aspectos técnicos, la película tiene una fotografía y grabación impresionante, los planos te absorben de lleno en la historia haciendo que vivas cada segundo, con inquietud, miedo o lo que te provoque el relato. Por lo tanto, mi respuesta a esa pregunta de “¿Son merecedoras a los premios?” sería un rotundo sí, ya que a nivel técnico la película sobrepasa los límites de la imaginación en el cine, aunque el argumento deje mucho que desear.

A pesar de ello, os invito a verla y así podáis criticarla por vosotros mismos sin dejaros llevar demasiado por mi opinión.

¿Nos compartes?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp