Pau Vegas llena de sonidos electrónicos la sala Cientocero de Valladolid

Fuente: Daniel Rueda
Fuente: Daniel Rueda
La artista vallisoletana llegó anoche a su ciudad natal para darnos un concierto único junto a Marta Bautista, Dani Barcala y Joe Sturges.

Después de su triunfo en la Sala Buho Real de Madrid, Pau Vegas llega a Valladolid junto a Marta BautistaDani Barcala y Joe Sturges para hacernos disfrutar de una noche llena de música en su ciudad natal. La artista ha presentado en la sala Cientocero su proyecto en solitario rodeada de familiares y amigos. Y es que aparte de tener este proyecto en solitario, la artista es instrumentista y acompaña en el escenario a artistas como Amaia o Yoly Saa, aparte de tener otros proyectos como Cuarto Burlé.

La artista comenzó el concierto cantando su último sencillo, ‘Cuantas Noches’, una carta de presentación que demuestra el estilo que Pau Vegas tiene y que va a estar presente durante el tiempo que ella y su banda estén en el escenario. Tras presentarse nos sorprendió con dos canciones que no habíamos escuchado antes, en las que predominan los sonidos electrónicos y la guitarra eléctrica, tocada en este caso por Dani Barcala. Acto seguido, la banda comenzó a interpretar ‘Cabeza Gris’, una canción inédita en la que Dani Barcala se movió al teclado durante la mayor parte de la canción hasta el momento final; una instrumental llena de elementos electrónicos que envuelve en una atmósfera única a cualquiera que la escuche, con Paula al sintetizador, Dani a la guitarra, Marta al bajo, que en este caso también era un teclado, y Joe a la percusión. Unieron el final de esta instrumental con la siguiente canción, ‘Muy cerca del suelo’, que mantiene la esencia de este proyecto.

Al conocer simplemente tres canciones de la artista, la mayoría de los temas estaban por descubrir, y esta vez nos sorprendió con ‘Otra vez tu’. Una canción con un estribillo muy pegadizo, en la que Paula deja los instrumentos de lado y se centra en cantar la canción.

Fuente: Daniel Rueda

Y llegó uno de los momentos más mágicos de la noche: la artista nos estaba a punto de regalar una canción que no tenía ni una semana. Para ello se bajó al público con la guitarra y, acompañada de Marta Bautista, practicó con nosotros el final del tema que nos iba a mostrar, con la finalidad de que el mismo público acabase siendo parte de la canción. Y en cuanto el primer acorde salió de la guitarra, la magia envolvió la sala, haciendo que solo existiesen Paula y Marta, y no importara nada más. Como nos indicó al principio, cuando se acercó el final el público entero coreó entregado al ritmo de una canción que anunciaba el principio del fin de una noche única.

Acto seguido, Paula aprovecho para mostrar otro de sus proyectos, Cuarto Burlé, que comparte con Dani Barcala y Marta Bautista. Interpretaron una canción que encajaba a la perfección con el proyecto de Pau Vegas, y que nos mostró otra faceta de la artista. Antes de la sorpresa de la noche, Pau Vegas nos cantó ‘Ay si tú supieras’, que, según mencionó ella, es una canción muy «moñas» para su costumbre.

Y llegó la que aparentemente sería la última canción, ‘Un día más’. En este caso, no lo hizo sola y, como había anunciado horas antes en redes, la acompañó Roció Torio, vocalista del grupo Vallisoletano De Perdidos. Juntas consiguieron que esta canción cobrara vida en directo de una manera muy especial. Las voces de Rocío y Paula juntas provocaron el silencio en la sala y, como ya ocurrió anteriormente, hicieron que durante los minutos que duró la canción, solo existiera la composición de un tema que anunciaba el final del concierto.

Tras esto los artistas salieron del escenario y el público, como ya es habitual, empezó a pedir otra. Y es que faltaba el que fue su primer sencillo, ‘Excusas para quedarme’, que ya cuenta con más de 10.000 reproducciones en Spotify. Antes de regalarnos estos últimos suspiros del concierto, la artista aprovechó para anunciarnos que vendía en formato de láminas las portadas de sus dos primeros sencillos, hechas a mano por Julia Frigola.

 

La banda se bajó del escenario con un fortísimo aplauso del público tras interpretar la última canción y agradecer al técnico de sonido, a la agencia y a la sala. Si algo ha demostrado Pau Vegas durante el tiempo que estuvo sobre el escenario es que tiene la personalidad y la actitud que se necesita para estar en este mundo de la música.

¿Nos compartes?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp